Inspirados en los prototipos más resaltantes de la época (el Ferrari 250 LM y el Ford GT40), Lamborghini sacó al mercado un automóvil que revolucionó el concepto de los deportivos gracias a sus características mecánicas y su increíble diseño. Hablamos del Miura, que deslumbró a todos desde su aparición en 1966 hasta su descontinuación en 1972.

El nacimiento del Lamborghini Miura se remonta a los días libres de Paolo Stanzani y Gian Paolo Dallara, ambos ingenieros de esta casa automovilística italiana. Junto a Bob Wallace -el piloto de pruebas- se comenzó a moldear un nuevo modelo que se distanciara del Lamborghini 350 GT, que fue el primer modelo de la marca.

La primera vez que fue mostrado el Miura fue durante una exposición en el Salón del Automóvil de Turín en 1965. Allí fue presentado por Ferruccio Lamborghini, el fundador de la compañía. Vale destacar que solo se exhibió el chasis desnudo. Y de igual forma causó gran interés.

No fue hasta el año siguiente, en el Salón del Automóvil de Ginebra, cuando el Lamborghini Miura fue presentado oficialmente. A pesar de todo el éxito y el furo que causó, Ferruccio decidió que solo se producirían unas pocas cantidades de este modelo.

La primera versión de este auto fue el Miura P400, fue el que hizo su debut en el Salón del Automóvil de Ginebra. Contaba con un motor de 12 cilindros en V de 3.2 litros, que luego fue conocido como Posterior 4litre. Del Miura P400 se fabricaron, entre 1966 y 1969, un total de 475 unidades.

La versión P400S del Miura salió al mercado en el año 1969, también en el Salón del Automóvil de Ginebra. Es, por supuesto, una versión mejorada del P400. Se le hicieron varios ajustes en el diseños y mejoras en la potenciación del motor, pasando de 350 CV a 370 CV. De esta versión, entre los años 1969 y 1972, se fabricaron tan solo 140 unidades. También fue conocido con el nombre de Miura S.

Después, aparecieron otras versiones como el Miura P400 SV, el Miura P400 J y el Miura SV/J.